porno

Sendero y sus negadores

Opinión - Nicolás Lynch

op-negaEl uso recurrente que hacen de Sendero Luminoso los medios y políticos de derecha tiene ahora una nueva faceta: su negación como amenaza ideológica. A Sendero lo usan como cuco cuando hay alguna movilización social para identificar a todos los que reclaman, casi por cualquier cosa, como terroristas. Sin embargo, cuando se produce la aparición de un pequeño grupo de simpatizantes de SL con reclamos específicos de legalización y amnistía, niegan la necesidad de desenmascarar ideológicamente ese reclamo farsante y optan simple y llanamente por la represión. 

Es curioso, pero entre el uso de Sendero como cuco contra la lucha social y la negativa a dar el combate ideológico contra el mismo, hay una estrecha conexión. Quienes así proceden, los voceros apristas y la derecha mafiosa en este caso, necesitan que Sendero siga existiendo en una o varias formas, sean los acuerdistas de San Marcos o los sicarios del VRAE, porque su permanencia aunque sea aislada y desfigurada, les permite a ellos mostrarse como los eternos salvadores de la sociedad contra la amenaza terrorista y de esa manera continuar perpetuando su economía neoliberal y su democracia precaria.

El ejemplo más reciente de este comportamiento perverso es el DS que excluye de las aulas a los sentenciados por terrorismo que deseen volver a su trabajo. Además de inconstitucional, porque a nadie se le puede negar el derecho a reinsertarse en la sociedad luego de cumplir su pena, el decreto opta por el camino fácil e ineficaz de la prohibición, en lugar de brindar a las escuelas las condiciones para que se desarrollen como espacios democráticos, ajenos a la estrechez en la que ahora se desenvuelven. Con la prohibición en cambio no hacen sino reafirmar en los ex subversivos y los que eventualmente los rodeen sus antiguas ideas totalitarias. Por último, el decreto expresa desconfianza en las autoridades educativas a todo nivel, que deben ser las encargadas de aplicar la ley en caso de que se produzca un uso indebido del magisterio docente.

Por ello, se hace más necesario que nunca el combate ideológico, pero en dos frentes. Primero, contra Sendero mismo, que hoy quiere aparecer como lo que no es, usando la democracia porque no tiene condiciones para otra cosa. Y segundo, contra los reaccionarios de siempre que encuentran en cualquier Sendero el amuleto para mantener sus privilegios.

Tags:

Comments  

 
#1 Edilberto Huamaní 2010-07-11 03:50
Tu apreciación, Nicolás, puede tener algo de oportuna, pero peca, creo yo, de algo de ingenuidad.
Para encarar el tema SL en las aulas se requiere de un proyecto político con vocación de poder más que de una buena voluntad. Dicho proyecto deberá construir partido en el seno del magisterio... Te digo esto porque conozco de cerca el magisterio, desde la propia Cantuta, dormí en su residencia cuando era yo dirigente de la UNI y luego después asesorando a la FEUNE, conozco su programa de verano, trabajé varios veranos, conozco a los maestros de mi provincia, con quienes particularmente me vinculo estos últimos 10 años por la Revista El Fajardino que dirijí... Con un magisterio INERME, cualquier proyecto radicaloide hace trizas y de pronto tenermos a ellos "seguidores" de los Huaynalayas...
Soy de Ayacucho, si no lo sabías, te digo con franqueza que debes revisar tus conceptos respecto a cómo encarar a SL.
Recuerda: un proyecto político, no un movimiento caudillista...
 

Suscribirse a nuestro Boletín

Ingrese su email:

Columna de Opinión por Autor

pluma_y_papel

logo-inferior   Copyleft 2012 Lima - Perú   KYBERNET
Gestionamos información para generar conocimiento
Web site desarrollado por Kybernet, usando Joomla con licencia GNU/GPL.
google adsense adwords google adsense adwords