porno

Cuestionado proyecto cuprífero RÍO BLANCO nuevamente en escena

Cuestionado proyecto cuprífero RÍO BLANCO nuevamente en escena

op01_rioblancoimag

Por CooperAcción

En el actual contexto nacional, caracterizado por fuertes conflictos socio-ambientales vinculados a actividades extractivas, vuelve a aparecer en escena la empresa minera Río Blanco Cooper, ex minera Majaz con el cuestionado proyecto fronterizo Río Blanco.

En estas últimas semanas, los titulares del proyecto Río Blanco se han dirigido a las autoridades de las provincias de Ayabaca y Huancabamba para manifestar su interés en el diálogo, pero con el objetivo de iniciar los Estudios de Impacto Ambiental que conduzcan a la explotación del yacimiento de cobre. En dichas comunicaciones Río Blanco busca deslindar responsabilidades sociales y ambientales con la empresa Majaz, subsidiaria de la empresa británica Monterrico Metals, alegando que ellos adquirieron acciones a título de compra recién en el año 2008. Esta afirmación no es del todo cierta, ya que el consorcio minero Zijin, asumió la dirección de la empresa Minera Majaz S.A. entre marzo y abril del año 2007, adquiriendo más del 50% de las acciones de la empresa Monterrico Metals Plc., matriz en Londres de Majaz.

En una entrevista (Diario La República, página 16, publicada el 20 de julio del 2012), Jesús Vilca Masías, quien se identifica como gerente adjunto de Río Blanco, hace referencia a los pasivos sociales en torno al proyecto; al respecto señala que la primera administración "solucionó todo" en la corte de Londres. Sin embargo, debemos precisar que si bien Monterrico Metal aceptó indemnizar a 33 campesinos, lo cierto es que la empresa enfrentaba una demanda sólida en su contra por las acciones de tortura y represión en la sede del campamento minero Río Blanco. También llama la atención que el representante de la empresa minimice un hecho tan doloroso para la población de Ayabaca y Huancabamba. La indemnización era una compensación necesaria, pero hay que señalar que no subsana los daños físicos y psicológicos que sufrieron las personas afectadas, por lo tanto no puede señalar que todo ya esté solucionado.

A raíz de estas comunicaciones los alcaldes provinciales de Ayabaca y Huancabamba, han manifestado que el Frente por el Desarrollo Sostenible de la Frontera Norte del Perú (FDSDNP) es el espacio legítimo para el diálogo. El FDSFNP, desde su constitución en el 2005 ha participado en otras mesas de diálogo con diversas autoridades en torno a este proyecto. Estos actores han dejado claro que no hay negativa al diálogo, pero que este debe ser con las autoridades y no con una empresa que tiene serios cuestionamientos sobre la legalidad de su presencia en tierras comunales.

El último pronunciamiento publicado por la empresa a nivel regional y nacional (Diario El Correo de Piura, página 5, publicado el 26 de julio del 2012; Diario La República, página 9, publicado el 26 de julio del 2012), señala que anhelan el desarrollo de una "minería verde", que favorezca a la comunidad campesina, al distrito, a la provincia, etc. Al respecto habría que descifrar el concepto de minería verde y sus implicancias en el desarrollo local. ¿Será una minería verde la que desarrolló el Grupo Zijin en la provincia china de Fujian? Cabe recordar que en ese lamentable accidente ambiental se derramaron sustancias tóxicas, provenientes de su planta de cobre, y fueron vertidas sobre el río Ting provocando la muerte de miles de toneladas de peces.

Otra prueba de su comportamiento ambiental es la multa impuesta por OSINERGMIN a Río Blanco el año 2008 por un monto de S/. 350,000 (US$ 125,000) por contaminar con metales pesados las aguas y verter sus efluentes directamente al suelo, sin ninguna protección, pudiendo afectar aguas subterráneas, entre otros aspectos.

Recordemos que los funcionarios de Zijing señalaron que para que el proyecto Río Blanco sea rentable deberían extenderse del tajo Henry´s Hill al Cerro Sojo; existiendo incluso otras zonas de probable expansión, que podrían llegar al Ecuador. Por otro lado, el grupo Zijin obtuvo el permiso del Ministerio de Defensa para adquirir 35 concesiones mineras en zona de frontera, que en total suman más de 28 mil hectáreas. Con esta cantidad de derechos adquiridos y el pago que supone mantenernos es cuestionable que el desarrollo de su proyecto sólo se limite a las 1,000 hectáreas que señala el gerente adjunto.

Por otro lado, desde la región Cajamarca, llegan noticias sobre el probable inicio de conversaciones entre la empresa minera Newmont y Zijing para vender el proyecto minero Conga. Si bien la información no está confirmada, la noticia ha causado preocupación en la zona, por tratarse de un proyecto tan cuestionado por aspectos sociales y ambientales.

Suscribirse a nuestro Boletín

Ingrese su email:

Columna de Opinión por Autor

pluma_y_papel

logo-inferior   Copyleft 2012 Lima - Perú   KYBERNET
Gestionamos información para generar conocimiento
Web site desarrollado por Kybernet, usando Joomla con licencia GNU/GPL.
google adsense adwords google adsense adwords