porno

El voto duro

El voto duro

op-01votoelecciones

Por Raúl Wiener

En la votación de primera vuelta del año 2006, Ollanta Humala alcanzó el 30.6% de los votos y para esta vez ha logrado el 31.7%. Hace cinco años ganó 18 circunscripciones electorales (departamentos) y esta vez ganó 17, casi todas las mismas de la otra vez. En el 2006 logró 46 parlamentarios y esta vez los pronósticos lo colocan entre 45 y 48. Es casi imposible hallar mayor simetría que este resultado, lo que hace a su vez muy discutible algunas afirmaciones como aquella de que el único voto duro es el de los Fujimoristas y los demás son volátiles o producto de estados de ánimo, o que esta vez La Victoria de Ollanta ha sido pura estrategia a diferencia de la ocasión anterior.

En realidad lo único serio que podría decirse es que el mismo país que se manifestó en la anterior elección ha vuelto a hacerlo el último 10 de abril. Eso habla demasiado de las políticas que supuestamente debían incorporar una mayor cantidad de gente a las capas medias y a una mayor identificación con el modelo. En Lima misma, en el 2006, Humala tenía 21.1% de los votos en primera vuelta y ahora cuenta con el 20.4%. Si de algo puede haber servido la estrategia es para volver a presentar el mismo candidato, conociendo por donde lo iban a atacar sus adversarios, evitándole golpes en los primeros tramos, y sorprender a sus enemigos cuando ya lo daban por vencido, con una corrida final en la que no pudieron alcanzarlo. Obviamente que este modo de abordar la campaña le está permitiendo una mejor posición para la segunda vuelta, pero ése ya es otro tema.

Pero no ha sido Ollanta, ciertamente, el único duro de la jornada: si se revisa la supuestamente extraordinaria performance electoral de PPK, se verá que comparado con la votación de Lourdes Flores en el 2006, no hubo ascenso real. La candidata consiguió 23.8% en la elección anterior y el gringo está llegando a 18.6%. En Lima, la gordita Lourdes ascendió hasta el 34% y PPK alcanza 26.9%. Sobre el famoso voto del sur, también hay que decir que el PPC del 2006 logra un segundo lugar en Arequipa con 21.4%, mientras que el gringo llegó al 25.9%. Y algo parecido en Tacna y Moquegua, donde aparece en similar colocación. En resumen no hubo ningún salto, sino un pequeño descenso respecto al dato de hace cinco años. Aunque la diferencia sea que Lourdes empezó ganando y PPK perdiendo, pero los dos perdieron. Constantes, como se puede ver.

Y en el caso de Keiko, lo que puede anotarse es su simetría con el voto aprista en el 2006. Así la estrella logró 24.3% hace cinco años y la k consigue 23.5% esta vez. Menos de un punto de diferencia. El APRA ganó seis circunscripciones: Piura, La Libertad, Lambayeque, Ancash, Callao, Ica; y Keiko consigue: Tumbes, Piura, Lambayeque, La Libertad, Cajamarca y el exterior. El APRA consiguió 36 escaños el 2006 (hoy tiene sólo cuatro) y los Fujimoristas probablemente logren el mismo número de representantes. Caben varias hipótesis, sobre todo porque se daba por descontado que los asientos Fujimoristas estaban en la región central y no en la parte norte donde siempre predominó el aprismo. Curiosamente el segundo lugar de la votación en departamentos claves como Piura, Lambayeque y La Libertad, lo alcanza Gana Perú de Ollanta Humala, lo que significa que se reparten el voto histórico del APRA. Esto no parece responder a ningún endose, sino al final de uno de los votos más duros de nuestra historia.

Agregar Comentario


Código de Seguridad
Refrescar

Suscribirse a nuestro Boletín

Ingrese su email:

Columna de Opinión por Autor

pluma_y_papel

logo-inferior   Copyleft 2012 Lima - Perú   KYBERNET
Gestionamos información para generar conocimiento
Web site desarrollado por Kybernet, usando Joomla con licencia GNU/GPL.
google adsense adwords google adsense adwords